“Zaruma, Sultana de El Oro”


img_0260\”Zaruma, hermoza joya del Altiplano Orense\”

Zaruma ciudad colonial que evoca el pasado por su belleza arquitectónica su tradición y cultura; de las entrañas de su tierra nace la riqueza que ha cautivado el interés de príncipes y marqueses desde tiempos remotos; sus cascadas y montañas despliegan el aroma fresco y puro de la naturaleza; este conjunto de características más la amabilidad de su gente se conjugan para ofrecer al turista una estadía placentera. Esto y más tiene Zaruma, recórrela, vívela, disfrútala, “……………………….”

Anuncios

7 comentarios to ““Zaruma, Sultana de El Oro””

  1. Muluncayense Says:

    Eres Zarumeña? O tan solo fuiste de visita? Saludos

  2. Muluncayense Says:

    Ahh, que bueno, obviamente soy de Muluncay, por lo tanto también me considero zarumeño, no hay nada como nuestra tierra, te puedo agregar a mi blogroll?

  3. Luis Miguel Says:

    Hola hace chance que ya no publicas nada… espero que podamos tener una mejor relación los bloggers de El Oro ya que somos muy pocos pero para que te integres mejor te invito a descubrir twitter y la comunidad ecuatoriana en http://www.ecuatwitt.com mi twitter es http://www.twitter.com/lopertyur

    Saludos

  4. Manuel Says:

    Me encanta tu ciudad, he terminado de hacer la restauración de la iglesia de Malvas y estoy a medio camino con la iglesia del barrio el Faique. Zaruma es una perla y el alma de su gente está llena del mejor oro de ley. Saludos. ah, visita mi blog: http: //ziudadanokien.blogspot.com

  5. César Cando Mendoza Says:

    GOLONDRINA

    Tu trinado de neblina
    pernocta en la tarde envejecida de altura
    en tu Zaruma metálica y vegetal

    Oh muchacha de ternura sutil
    ¿Dónde está tu crepúsculo de viudez?
    ¿Dónde tu dolor de campana?
    Sólo la estatuilla de mi infancia
    conoce tu ignoto témpano de tristeza
    viajando en el vacío de la nada.

    Oh arquitectura de vino.
    Cartílago del aire.
    Cometa aferrada a mi corazón
    ¿Dónde está tu espiga bicolor
    con la que escribí mi silabario de barro?
    ¿Dónde tu material de albañil
    hacedor de mis sueños?
    Sólo la partitura de mi adolescencia
    sabe de tu envoltura de universo,
    de tu cuerda nerviosa de violín
    vibrando en la pestaña del techado.

    Pingüino del aire jugando entre alfileres.
    Punto suspensivo de despedida
    al final de una esquela.
    Equilibrista beodo de cerro
    bailando en el andamio eléctrico
    de tu caracol urbano.

    Aprendí aritmética
    picoteando el azogue como tú el alpiste.
    Y supe que la sangre apiñada en la roca
    tiene la exacta plomada de tu pico.

    Tu bandada de crepúsculo
    es la del minero que deja el socavón
    cargando su preludio de muerte.
    Oh instructora de vuelo libertario,
    acrobata rebelde de la lluvia.
    Yo aprendí de ti la terquedad
    de decir contra contra
    sin bañarme dos veces
    en el agua del mismo río.

    ————————
    Centro de Cultura del Emigrante. Quito, Pichincha, Ecuador.
    César Cando. futepichincha@hotmail.com
    Zaruma, 2002


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: